Seguidores

viernes, 6 de octubre de 2017

Montreal, un estilo para vivir.



Montreal, urbe cosmopolita y vanguardista.

Vanguardista, innovadora, multicultural. Así es Montreal, la villa que encanta con su estilo chic europeo y a la vez sorprende con su vibrante naturaleza. Montreal fue fundada en 1642. Se sitúa en la isla del mismo nombre entre el río San Lorenzo y la Rivière des Prairies. El idioma oficial es el francés y su moneda el dólar canadiense. Lo invitamos para que sepa cómo tomarle el pulso a esta deslumbrante urbe. En Montreal se entremezclan el pasado y el presente. Y para empaparse de ese pasado lo mejor es perderse por las calles adoquinadas del Viejo Montreal (Metro Place-d’Armes) donde sobreviven edificios del siglo XVII y se ven pasar elegantes carrozas como en las épocas gloriosas. Estar en el Viejo Montreal es como estar en París, con sus fachadas de piedra gris y sus elegantes boutiques, galerías de arte, cafés y bistros repletos de gente. Y es que Montreal ha sabido conservar su patrimonio histórico. Su iglesia madre, La Basílica de Notre-Dame (réplica de la famosa catedral parisina) es considerada uno de los patrimonios religiosos más preciados.

El ambiente mágico del Viejo Montreal contrasta con las calles pavimentadas, edificios modernos y la vida agitada del centro financiero que hacen recordar que Montreal es, ante todo, una metrópolis moderna. La Place Ville-Marie (Metro Mcgill), donde se encuentra el primer rascacielos de Montreal, es uno de los iconos de la ciudad moderna. El edificio con forma de cruz de más de 40 pisos fue construido en 1962 como la sede del Royal Bank de Canadá. En su azotea, un faro giratorio ilumina el cielo, y la ciudad es visible a más de 50 kilómetros de distancia. Environment Canada (Metro Jean-Drapeau) es un museo dedicado al agua y al medio ambiente cuya esfera constituye uno de los edificios más importantes de la historia de la arquitectura contemporánea y El Centro Canadiense de Arquitectura (Metro Guy-Concordia), con sus fascinantes exposiciones temporales sobre edificios, arquitectos y movimientos arquitectónicos, merecen una visita. En El Parque Olímpico, se encuentra la mayor torre inclinada del mundo (175 metros) desde donde se obtiene una vista de 360 grados de la ciudad.

Para otra vista magnífica de la ciudad, colóquese ropa cómoda, buenas zapatillas y diríjase a la cima del Mont-Royal (Metro Mont- Royal). El parque, obra del paisajista Frederick Law Olmsted, ideólogo del Central Park de Nueva York, está trazado por senderos boscosos que en otoño deleitan con sus tonalidades naranjas y amarillos. El monte es uno de sus lugares favoritos de los montrealeses para hacer deportes y recrearse. La Laguna de Los Castores, en el corazón del parque, es el escenario ideal para un picnic veraniego o para patinar en invierno. Algo diferente ocurre los domingos de verano. Una multitud de gente se reúne a los pies del cerro para bailar al ritmo de los sonidos africanos del tamtán. Esta celebración se viene repitiendo hace más de treinta años y nació a partir de un grupo de percusionistas que buscaban un lugar confortable para tocar. Tanto ha sido el fervor que hoy es parte de la cultura callejera de Montreal. Mientras, en las laderas del cerro, decenas de personas con capa, escudo y espada en mano simulan una batalla medieval. Una prueba de que los montrealeses saben divertirse.

El Plateau Mont Royal (Metro Mont-Royal) destaca por ser uno de los barrios más hippies del mundo. En sus viviendas residen músicos, artistas y escritores. Aquí se mezclan elegantes dúplex de techos puntiagudos y escaleras de hierro con boutiques, tiendas de ropa alternativa, librerías, teatros, tiendas gourmet, bares y restaurantes. El Parque La Fontaine es el corazón del barrio: en verano se presentan conciertos de música y obras de teatro mientras que en invierno la gente se entretiene patinando en su laguna congelada con música clásica de fondo. Como buenos franceses, los montrealeses no conciben una cena sin un buen vino. Muchos restaurantes del Plateau permiten a los clientes llegar con su propia botella, fíjese en los que tienen el letrero “apportez votre vin” ya que no cobran por el descorche.

Montreal no sería un innovador centro de arte cultural sin el trabajo de sus galeristas, quienes se han encargado de recolectar obras de artistas de todo el mundo. Muchas de estas galerías se ubican en la Rue Sherbrook y en sus alrededores; allí se exhiben pinturas, dibujos, grabados y esculturas de reconocidos pintores europeos y norteamericanos del arte moderno como Miró, Picasso y Chagall y de Québec, Lemieux, Borduas, Riopelle y Pellan. Si lo suyo es el arte contemporáneo, El edificio Belgo (Metro Place Des Arts) es un gran lugar para descubrir las tendencias del arte actual. Situado en la Rue Sainte-Catherine, esta antigua fábrica-almacén alberga de las mejores galerías de arte contemporáneo. Montreal tiene cientos de increíbles cafés indie, que sirven espressos, cappuccinos o lattés para hacer felices a los clientes. Sin importar donde camine, se topará con locales donde están disfrutando de una taza caliente de café, lugares coloridos llenos de plática y ambiente.

Montreal cuenta asimismo con una vasta gastronomía, pero si de cocina local se trata, haga una parada en Schwartz’s (3895 Boul. St-Laurent, Metro Saint-Laurent) y encontrará el mejor sándwich de carne ahumada. Este lugar donde se come de pie es una institución de la ciudad, por lo que no se sorprenda si encuentra una larga fila de comensales. Si de comida francesa se trata, Une Crepe? (425 Avenue du Mont-Royal Est, Plateau Mont Royal) cuenta con una amplia carta de crepes salados y dulces a precios convenientes. Otra especialidad de la región son las famosas poutines, un mix de patatas fritas, queso fresco y salsa de carne que, por su alto contenido calórico, es el mejor revitalizante para los días de invierno o después de una salida nocturna. La Banquise (994 Rachel Es, Plateau Mont Royal) es un restaurante amigable abierto las 24 horas, ofrece más de veinte variantes de este singular plato. Eduardo (404, avenue Duluth E) es una buena alternativa para los amantes de la comida italiana por sus buenos precios y porciones generosas. También son famoso el pastrami y los bagels típicos de la ciudad, con un sabor muy diferente al de otros lugares,  La panadería St Viateur, es el mejor lugar para disfrutarlos.

Siempre hay algo novedoso en Montreal. Ya sea un festival de jazz, cine, cerveza, arte, fuegos artificiales o globos aerostáticos. La gran carpa del Cirque du Soleil en el Viejo Puerto siempre es una buena apuesta para ver lo mejor de las artes escénicas. El Barrio de los Espectáculos, en el corazón de Montreal (Metro Place-des-Arts), cuenta con 30 salas para espectáculos, como las de la Plaza de las Artes, y varias galerías de arte y difusión de la cultura alternativa. Para conocer la cartelera de espectáculos, diríjase a La Vitrina, una taquilla centralizada como las de Londres, Nueva York y Boston, donde puede obtener entradas de última hora con descuentos considerables.

La ciudad cuenta con mas de 600 hoteles de distintos rangos y precios. La mejor manera de conocer Montreal es a pie o en bicicleta. Tiene más de 480 kilómetros de carril para bici y cuenta con servicio de préstamo de bicicletas (BIXI) a través de 300 estaciones repartidas en la ciudad. También puede alquilar un vehículo en tiendas ubicadas cerca de las principales ciclovías, como Cycle Pop. Las líneas aéreas que vuelan a Montreal son American, Delta United, Air Canada y Mexicana, desde Guadalajara, con una o dos escalas, viaje cuya duración oscila de 9 a 12 horas. Con una cultura incomparable y una fascinante historia que se combina con su arquitectura única y su apasionada atmósfera, Montreal expresa su alegría de vivir con sus tradicionales festivales, exquisita gastronomía, música en vivo, museos interactivos y muchas otras atracciones. Visite Montreal, la gran metrópoli de la provincia de Quebec y disfrute de la ciudad de habla francesa mas importante del continente americano. Un estilo para vivir.


Tom Petty, el heartland rock al mas puro estilo.



Tom Petty, (1950-2017), leyenda del folk/rock.

Tom Petty, leyenda del rock americano de los 70, falleció tras sufrir un infarto. El cantante de 66 años fue hallado inconsciente en su casa de Malibú. Petty, leyenda del rock y líder de the Heartbreakers, fue ingresado en un hospital de Los Ángeles tras sufrir un ataque al corazón. Tenía 66 años. Petty, fue conocido por temas como: 'American Girl',  'Free Fallin', 'Don't Do Me Like That', 'I Won't Back Down', 'Learning to Fly', entre otros. Publicó un total 13 álbumes con Tom Petty and the Heartbreakers y tres en solitario. Logró vender 80 millones de discos a lo largo de su carrera, alcanzó popularidad durante la década de los 70 con su banda, que forma parte del “Salón de la Fama del Rock and Roll” desde el 2002.

El originario de Gainesville, Florida, también formó parte del supergrupo Traveling Wilburys, fundado a finales de los 80 con ilustres músicos como Bob Dylan, George Harrison, Jeff Lynne y Roy Orbison. Muchos de sus temas son considerados como clásicos del rock, agrupados en géneros como el heartland rock y el stoner rock contemporáneo, al estilo de Bruce Springsteen, Bob Seger y John Mellencamp, ritmos que se caracterizan por su actitud directa, melódica y comprometida con la clase obrera americana.

Estaba en la recta final de una gira para celebrar los 40 años de carrera junto a su banda de acompañamiento de toda su vida, The Heartbreakers. La travesía había comenzado el 20 de abril en Oklahoma y recientemente había pasado por el festival Kaaboo de San Diego (17 de septiembre) y por el legendario Hollywood Bowl de Los Ángeles donde. Con Lucinda Williams como telonera, actuó tres noches (21, 22 y 25 de septiembre). Le quedaba pendiente el cierre de la gira con dos fechas en Nueva York 8 y 9 de noviembre. Petty habia declarado que este iba ser su último recorrido extenso sobre los escenarios.

El momento de hablar con mamá.



Jesus Ochoa Y Queta Lavat: risa y llanto en "Conversaciones con mamá".

El reconocido actor Jesús Ochoa visitó Guadalajara para presentar la obra “Conversaciones con mamá”, acompañado por la primera actriz, Queta Lavat. Al respecto platico con Ciento Uno, ¿Como conoció la obra? “Fue Rubén Lara, el productor, quien me presentó la obra y me encanto. Y de ahí salí corriendo a buscar a Queta lavat, en cuanto la vi sabía que el papel era para ella, y yo me identifique con Jaime, mi personaje”, señala.

Ochoa es uno de los actores mas respetados del medio, con trabajo continuo en cine, televisión y teatro. ¿Que es lo que lo mantiene en activo? “Que hago muy contento mi trabajo. Tengo ya 40 años de carrera, empecé a los 17. Por ejemplo, para mi es muy reconfortante en esta obra tener a Queta Lavat, ya que es impresionante la energía que tiene, su trabajo, y tiene 88 años. Conmover al público con cada aplauso que nos brindan, eso es maravilloso”, indica.

“Conversaciones con mamá” es la adaptación de una película argentina del mismo título, que fue llevada inicialmente al teatro en España. ¿En que medio se siente mas cómodo, cine, teatro o televisión? “A mi me gusta mas el teatro, pero estoy a gusto en donde sea. Pienso continuar el próximo año con la obra, porque es una obra divina, es una comedia que llega al alma. Y vamos a hacer rápido la segunda vuelta, la gente viene a llevar a quienes no la han visto aun, y eso es muy bonito”, afirma.

Aunque su madre ya no vive el actor asegura: “Sigo platicando con ella, porque ahora más que nunca está muy presente. En esta obra debutó como hijo, había hecho de todo, papá, hermano, pero hijo no. De verdad esta obra es un producto teatral muy rico, maravilloso, es emotivo por donde se le vea, los diálogos son divinos. Como actor es un goce profesional y a nivel personal me mueve muchas fibras, por el recuerdo de mi mamá”, finaliza conmovido.

Adiós a la Cenicienta mexicana.



Evangelina Elizondo (1929-2017), la cenicienta mexicana.

Tras una vida consagrada a la actuación, Evangelina Elizondo falleció en su casa, en Lomas de Chapultepec, Ciudad de México, por causas naturales, rodeada de su familia. Con su muerte, a los 88 años, México pierde a una de sus figuras del Cine de Oro nacional. La primera actriz, alcanzó el reconocimiento por su vasta trayectoria en cine, televisión y teatro, ámbitos en los que destaca el doblaje que hizo de Cenicienta, personaje central del clásico de Disney de 1950, y por su interpretación de “Mamalena” en "Mirada de Mujer", exitosa coproducción de Argos y Tv Azteca.

Nacida en la Ciudad de México el 28 de abril de 1929, Elizondo debutó en la pantalla grande en 1952 junto al comediante Germán Valdés en el filme “Las Locuras de Tin-Tan”. En el séptimo arte participó en 82 largometrajes, entre los que destacan “Un Paseo por la Nubes”, “La Intrusa”, “Nazarín”, “Genio y Figura” y “Días de Otoño”; este último la llevó al festival de Cannes. En la pantalla chica sobresale su trabajo en telenovelas como “El Pecado de Oyuki”, “El Abuelo y Yo” y “Cuando Seas Mía”, aunque su papel más recordado es el de la terrible suegra  “Mamalena” en “Mirada de Mujer”, donde compartió créditos con Angélica Aragón, Margarita Gralia y Bárbara Mori.

En televisión, su último trabajo fue “Pasión Morena”, mientras que en teatro figuró en la obra “Mame”, junto a Silvia Pinal (1974 y 1985). Su último montaje fue “La Viuda Alegre”, al lado del tenor Plácido Domingo. Mujer de gran temple y recio carácter, Elizondo sentó un precedente al enfrentarse legalmente a la compañía Disney para exigir el pago de regalías por su trabajo de doblaje, ya que la empresa se negaba a pagarle por la retransmisión del filme y la subsecuente venta de discos.

miércoles, 4 de octubre de 2017

El Descorche



El Descorche:

1-No te calientes cazuela. No esta el horno para bollos.
2-Anda enchilada. A mala carne, buena salsa.
3-Se echaba su buen taco. Le daba vuelta a la tortilla. 

viernes, 29 de septiembre de 2017

La Gusana Ciega, Borregos en la niebla-Parte uno.



La Gusana Ciega, rock con causa.

German Arroyo, baterista de la Gusana Ciega platico con Ciento Uno sobre el lanzamiento de su mas reciente producción, “Borregos en la niebla”, y la promoción del mismo. “Tenemos un disco nuevo que se llama “Borregos en la niebla”, el próximo año sacaremos la segunda parte. Es un disco en el que retomamos nuestras influencias de los 80s, con la música que nos gustaba. Hay temas como “1987”, hay recuerdos para valorar esta época”, señala. “Borregos en la niebla” lo trabajaron desde el año pasado y lo dividieron en dos etapas, uniéndose a la tendencia de cómo la gente consume la música hoy día, de esa manera lo hicieron a manera de un EP de cinco canciones. Le pusimos “Borregos en la niebla” por todo lo que sucede en la actualidad; las nuevas generaciones, con tanta tecnología, información, redes sociales. Estamos como borregos tratando de seguir a alguien en la niebla. La gente no investiga y solo se queda con lo primero que ve o le dicen”, destaca.

Pocas bandas de rock se tienen tanta confianza al momento de lanzar una producción. La Gusana Ciega es una de esas agrupaciones que se ha tomado el tiempo de asimilar el momento en que vivimos, para ajustarse a estas nuevas tecnologías y formas de hacer música y mercadotecnia, conjuntando en este disco el sonido característico de los años 80s. “La segunda parte la pensabamos lanzar este año, pero la verdad es que tenemos mucho trabajo. Vamos a sacar en 2018 la segunda parte de “Borregos en la niebla”, minimo con cinco temas, o quizas sean mas, hemos escrito mucho material. El grupo ha evolucionado musicalmente hablando, siempre estamos experimentando con nuevos sonidos. Estamos muy contentos con el resultado”, indica.
La Gusana Ciega se ha mantenido unido desde principios de los 90s. Daniel Gutiérrez, vocalista y guitarra, Germán Arroyo, batería y Lu Martinez, bajo, continúan tocando con su sonido característico. “Nos encanta hacer lo que hacemos, tenemos mas de veinte años, y seguimos tocando como si fuera la primera vez. La música es lo que nos ha mantenido juntos. La gente viene a divertirse cuando paga su boleto. Guadalajara es de las plazas del país en que mejor nos tratan. Vamos a regresar el próximo año, Guadalajara no puede faltar en nuestra agenda”, finaliza complacido. El grupo donará la utilidad de su concierto en el Teatro Diana a la Cruz Roja Mexicana, a favor de los trabajos que realizan en el rescate de víctimas de los recientes sismos. La Gusana Ciega, 30 de septiembre, 21:00 horas, Teatro Diana.

Lenny Lowe, reggaeton con fusión.



Lenny Lowe, música urbana con contenido.

El reconocido intérprete venezolano Lenny Lowe visitó Guadalajara para la promoción de su mas reciente sencillo, “Enamorado de ti”, tema punta de lanza de su primer disco, #RealTimeFlow, al respecto detalló, “decidí arrancar por México, como la plataforma principal para el desarrollo de mi carrera, y habra muchos países que estaremos visitando luego para finalizar una gira de tres meses, ya estan confirmadas varias fechas. Llevamos ya tres semanas en México en promoción”. Con el deseo de vivir algún día en México, el originario de Maracaibo externó su emoción por tener contacto con la gente de Guadalajara, “me siento muy feliz y muy contento porque he sentido calor y apoyo. El público mexicano es muy bueno, he sentido esa buena vibra en cada participacion que he tenido. Siento el cariño y la aceptación de la gente y eso me tiene muy contento. El público venezolano es también muy caluroso, igual que el público mexicano, siento que hay una semejanza”, destaca.

El cantautor puntualizó que la idea de esta gira es visitar Estados Unidos, después de pasar por México y continuar por toda Latinoamérica, “estoy muy emocionado, el hecho de que después de tres semanas mi video se nombre ya en Youtube con un millón de views, donde un porcentaje del 45 % le pertenece a México es para mi buenisimo. Mi objetivo principal es la colocación del tema y eso lo haremos con la gira. Ya tengo varias propuestas y de hecho aqui en Guadalajara ya me propusieron hacer una presentación en un auditorio muy conocido”, indica.

#Realtimeflow fue creado en el estudio de su propio sello discográfico “Lowe Records”, el nuevo material de Lenny  es muy comentado en redes sociales, los doce temas que lo componen son de su autoría y fueron producidos por la mano ganadora de @mimexelfantastico, “he invitado a mi gente para que esté al pendiente de mis redes sociales para anunciar la gira. Los doce temas son de mi autoría. Los temas fueron escogidos porque consideramos que son los que mas van a llegar. Nuestra estrategia es sacar tema por tema. Tengo ya cuatro videos listos y la mitad del disco. Ahorita vamos a promocionar dos temas “Enamorado de ti” y “Vine a aprender”. El género lo podría enmarcar como urbano. Hay mucha fusión de ritmos en el disco, reggaeton, cumbia, merengue. Es música urbana, pero con mucha variedad en los estilos”, finaliza satisfecho.

viernes, 22 de septiembre de 2017

Hop Hop Diablo Funk, fusión a la tapatía.



Hop Hop Diablo Funk, melódica fusión tapatía.

Jorge Aguilar baterista de Hop Hop Diablo Funk charlo con Ciento Uno sobre el lanzamiento de su primer material discográfico, “Are You Ready o Qué?” y la promoción del mismo. “Nosotros iniciamos en el 2014, algunos miembros nos conocimos en la escuela de música. Ahí nos dio la inquietud de tocar y hacer canciones. Ahorita, estamos por sacar nuestro álbum debut”, señala. Hop Hop Diablo Funk maneja varios géneros musicales, sin embargo, como su nombre lo indica es el funk el estilo que predomina. “Buscamos entre muchos ritmos, son muchas las influencias que tenemos, lo denominamos fusión diabólica. El disco contiene desde el funk, que es la base, pero hay rolas que son swing, hasta de cumbia y de tango. El disco viene mas rocker, es una mezcla que nos gusta manejar. Lo que se esta viendo es el resultado de la esencia de la banda”, indica.

Desde sus inicios la banda ha experimentado con ritmos e influencias musicales de todo tipo haciendo que su show se vuelva una fiesta y explosión de energía. La agrupación se ha presentado en escenarios representativos de la escena tapatía como Rock Por La Vida, el Festival de la Cerveza, La Fiesta de la Música, Vinyl Fest, 100 Rolas de GDL, entre otros, prendiendo siempre a la audiencia. “Hemos incursionado en diferentes géneros como el norteño. Tenemos influencias desde James Brown hasta Mi Banda El Mexicano. Nos gusta escuchar mucha música, por ejemplo, Dámaso Pérez Prado. Todo esto lo van a poder encontrar en este primer material, para que conozcan mas a fondo a Hop Hop Diablo Funk”, destaca.

Así, la voz de Judith Aburto, acompañada de Rita Vargas en guitarra y coros, Marcos García en acordeón y melódica, Heriberto Jiménez en guitarra, Jorge Aguilar en la batería, Javier Aguilar en trompeta, el sax de Mario Rodríguez y el bajo de Jonathan Acosta, hacen disfrutar a sus fans con su visión particular de la música, que ellos mismos catalogan Mexa Funk, ya que fusiona diversos ritmos como rock, swing, funk, tango, disco, latino, entre varios mas. “Estamos en la promoción del primer sencillo, “Marcha disco”. Nos pueden escuchar en Spotify, ITunes, Youtube, Lyrics. Son diez tracks los que componen esta producción que va hacia distintos géneros. Nuestros planes este año y el siguiente es hacer la promoción de este álbum”, concluye satisfecho. Hop Hop Diablo Funk emerge desde el mismisimo averno para vestirse de funk y consolidarse con su primer compacto.  

Guillermo del Toro, La forma del agua, su nueva fabula.



Guillermo del Toro: Mexicano de oro en Venecia.

“Los monstruos son criaturas evangélicas para mí. Cuando era un niño, los monstruos me hacían sentir que podía encajar en algún sitio, aunque fuera un lugar imaginario en el que lo grotesco y lo anormal fuesen celebrados y aceptados. Cada vez que cruzo las aduanas de inmigración, para mí es como estar en El expreso de medianoche”, indica satisfecho Guillermo del Toro, quien está en su mejor momento. Acaba de ganar el León de Oro en Venecia por su cinta “La Forma Del Agua”, que a su vez está siendo recibida con las mejores críticas y halagos. La película tiene aún un largo recorrido que hacer en diversos festivales antes de que llegue a las salas del cine comercial, pero ya es uno de los proyectos más esperados del año que seguramente estará presente en las próximas premiaciones. El león de Oro es el premio máximo entregado en la Mostra de Venecia, uno de los festivales mas importante en el mundo del cine.

Del Toro (Guadalajara, Jalisco, 1964) siempre ha sido un director que gusta de enfocarse en los temas monstruosos para resaltar que la perturbación de estos seres sucede porque el hombre es más peligroso, aterrador y asustadizo que estas mismas criaturas. El director mexicano siempre ha logrado un equilibrio entre la fantasía, lo terrible y lo humano en sus películas, por lo que es uno de los grandes exponentes del género fantástico. Esto lo ha logrado porque él mismo se siente mucho más identificado con los monstruos. Desde principios de los 90, el director esta embarcado en la creación de esos mundos, en los que ambos, él y los monstruos, sean considerados como iguales.

En Venecia, no sólo fue aceptado, sino también celebrado. “La forma del agua”, su nueva fábula sobre el amor, las diferencias y la eterna intolerancia del ser humano hacia los otros, se llevó el premio como Mejor Película en su 74 edición. La aceptación ha llegado con otra forma de monstruo: un león alado. “Sentí que estaba fuera de lugar desde que era muy pequeño. Estoy hablando de cuatro años de edad. Veía estas criaturas y pensaba: 'Yo soy así. Yo soy eso'. Una navidad tuve una cicatriz que no quería que sanara, para tener mi cicatriz como Frankenstein. Cuando el intérprete es grandioso, como lo fue Boris Karloff que aportó mucha vulnerabilidad a su papel, tienes esta paradoja en la que en esta cosa a la que deberías de temer le encuentras compasión y amor. Y eso es esencialmente lo que yo hago”, confiesa.

“La forma del agua” es su primer premio en un gran festival ajeno al mundo fantástico desde que en 1993 se empezó a hacer de un nombre en Cannes con “Cronos”. Por aquel entonces, del Toro ya se descubría como un renovador del terror con un conocimiento enciclopédico del género. También como un director que difícilmente podría trascender los circuitos de lo fantástico. Orgulloso de su condición como mexicano en un momento en el que la industria del cine no habría sus puertas con tanta despreocupación al creador de mundos personales y perturbadores. No parecían las mejores condiciones para convertirse en un director respetado dentro de una industria despiadada, pero para entonces del Toro ya estaba acostumbrado a ser diferente. “Aunque se haga en el vacío, el arte siempre es un acto político. El acto más grande de amor que existe es el de ver; hacer visible a una persona. Cuando yo te veo, existes. Y si no, estoy negándote que existas, que es lo que pasa cuando niegas a alguien por su raza, religión o identidad sexual. Cuando niegas, destruyes”, declara.

No es casualidad, por lo tanto, que “La forma del agua” llegue en el mismo momento que en Estados Unidos un presidente, nacionalista e impulsivo, quiere imponer un muro entre ambos países. “Vivimos en una época en la que el uno por ciento ha creado una narrativa en la cual ellos no tienen la culpa de nada. Los culpables son los otros, los mexicanos, las minorías, los que vienen de fuera. Es una película muy política en la que aparece el racismo, el sexismo, el clasismo, que se vivía entonces. En mi opinión no hemos progresado mucho como sociedad. Nos dicen los políticos todo lo que nos hace diferentes, lo que nos separa, no lo que nos une, y a mí me interesaba muchísimo enseñar el poder del amor, que no tiene forma”, asegura convencido.

Su respuesta a dicha situación ha llegado de la única manera en la que podía hacerlo: con una película de género que traspasa las convenciones. En “La forma del agua” vuelve a haber un monstruo: una criatura anfibia recluida en un laboratorio del ejército estadounidense en plena guerra fría, (1962). Una limpiadora muda (Sally Hawkins) que se enamora de ella en una fábula imposible que habla asimismo de un mundo posible. Del Toro es experto en explotar atmósferas que son a la vez bellas y aterradores. Sus películas han buscado explorar el lado oscuro del hombre y el lado bello del monstruos, además del punto medio en el que ambos pueden encontrarse. “Tengo 52 años, peso 130 kilos y he rodado diez películas. Pero hay un momento en la vida de todo narrador en que lo pones todo en riesgo para hacer algo diferente. Se lo dedico a cualquier director mexicano o latinoamericano que sueñe con rodar algo en el género fantástico como parábola y esté enfrentado a alguien que le dice que eso no se puede hacer. Sí se puede”, señaló orgulloso del Toro al recoger su premio en Venecia.

Con “La forma del agua” Del Toro tomó de nuevo ese riesgo y, una decena de películas después, un jurado selecto, en el festival de cine mas importante, le han dicho que él y el cine fantástico ya no son los otros, sino que por fin está entre iguales. La cinta de del Toro, que algunos han comparado, por su carácter de cuento de hadas para adultos, con El laberinto del fauno, que rodó en España, mezcla, con maestría, fantasía con oscuros hechos históricos, en este caso la Guerra Fría, el asesinato de Kennedy, a principios de los años 60. El personaje central, Elisa, mujer de vida gris, sordomuda, empleada de limpieza en un aislado laboratorio de alta seguridad instalado por el gobierno estadounidense para desarrollar experimentos de defensa y ataque ante una posible guerra con la Unión Soviética. Su oscura existencia cambiará cuando junto a su compañera de labores Zelda descubra un inquietante experimento secreto, con una criatura anfibia y humanoide traída del Amazonas.

Del Toro ganó el León de Oro en su primera participación en Venecia con una preciosa historia de amor. Protagonizada por Sally Hawkins, Michael Shannon, Richard Jenkins y Octavia Spencer, la estética de cuento y el estilo fantástico del director mexicano están envueltos por una perfecta ambientación en la que está cuidada hasta el más mínimo detalle. Con un particular universo lleno de fantasía y criaturas extrañas, Del Toro es uno de los realizadores más respetados y como guionista ha participado en la creación de películas como la trilogía del “Hobbit”, dirigida por Peter Jackson (El Señor de los Anillos), que en principio iba a dirigir el director mexicano, -por cuestiones de agenda ya no pudo continuar en el proyecto-. “¿Por qué realizar una película ahora sobre la Guerra Fría? Lo que pasó entonces es lo que ocurre en estos momentos. La película no es de época. No trata de 1962, que es cuando se localiza, sino de ahorita. Es un antídoto contra el trumpismo; es una película enamorada del amor. Quiero celebrar la pureza, no la inocencia, porque es fundamentalmente humanista. Todos los problemas de entonces, son los de hoy”, sostiene.
Del Toro cuenta con una nominación al Óscar como Mejor Guión por “El laberinto del fauno" (2006), película que se hizo de tres estatuillas doradas, Mejor Maquillaje, Mejor Dirección Artística y Mejor Fotografía, ademas de un Globo de Oro y un Premio BAFTA (Reino Unido) como mejor cinta. Asimismo ha dirigido: “Cronos” (1993), “Mimic” (1997), “Blade II” (2002), “Hellboy” (2004), “Hellboy II” (2008), “Pacific Room” (2013), “La cumbre escarlata” (2015) y “El espinazo del diablo” (2001). "Si consigues premios es genial, pero lo importante es que cuando los ganes sea por algo totalmente personal, que no hayas tenido que modificar tus ideas para conseguirlos. Que sea por tu pureza y tu fe. Tanto si te aplauden como si te abuchean, lo importante es que seas honrado en lo que quieres hacer", finaliza agradecido. Así, cada época tiene sus monstruos y la nuestra, con sus evidentes dudas e incertidumbres, los posee a todos ellos. Guillermo del Toro lo sabe. Se sabe el indicado para, desde la visión de un monstruo, llevarnos por un viaje imaginario, libre de ataduras y reglas, hacia una realidad distinta, hacia un futuro diferente, mas allá del tiempo y espacio. Al final del cuento, el engendro que se refleja, temeroso, ante el espejo roto, somos nosotros mismos. La forma de agua se estrena en nuestro país el doce de enero de 2018.

viernes, 15 de septiembre de 2017

Encuentro Nacional del Artesano en Zapopan.



Décimo Encuentro Nacional del Artesano Zapopan 2017.

La Federación Mexicana de Artesanos inauguró el décimo Encuentro Nacional de Artesanos en Zapopan. Una novedad respecto a la edición anterior es la nueva sede, pues ahora están en la explanada Mariano Otero, frente a Plaza del Sol, entre Obsidiana y a Amatista. En esta ocasión, la exposición de artesanos incluye a más de 200 creadores provenientes de 20 estados de la República.

Además de los artesanos nacionales, la exposición tendrá presencia de creadores originarios de Perú, Ecuador, Colombia y Turquía. Como espectáculo especial se presentará la tradicional Guelaguetza, de Oaxaca, con dos horas y media de duración, el 17 de septiembre a las 18:00 horas, entrada libre. El Encuentro Nacional de Artesanos tendrá sus puertas abiertas del 8 al 25 de septiembre. Otro objetivo de este Encuentro Nacional de Artesanos es contrarrestar la crisis por la competencia desleal de productos de manufactura China en nuestro país.

Otro atractivo será el área de barro, con presencia de artesanos de Oaxaca, Michoacán y El Estado de México. De este último se presentarán réplicas de vestigios prehispánicos. La zona dedicada al barro tiene un fin didáctico: se propone como se hacía en las fiestas patronales de antaño, con la de que la gente conozca el trabajo, y que los padres de familia lleven a los niños para que se adentran en este proceso. Desde el 2000, la Federación Mexicana de Artesanos ha realizado el encuentro nacional en diferentes ciudades del país. Septiembre es el mes patrio y que mejor que celebrarlo disfrutando de nuestras bellas y añejas tradiciones en el majestuoso marco del décimo Encuentro Nacional de Artesanos Zapopan 2017.


Comala, inspiración de Juan Rulfo para Pedro Páramo.



Comala, Pueblo Mágico, escenario de Pedro Páramo.
¿Dónde está Comala? a 203 km de Guadalajara. El Pueblo Mágico de Comala está en el estado de Colima, a solo dos horas y media de Guadalajara pasando junto al majestuoso Volcán de Colima. Su nombre significa “lugar de comales” en lengua Náhuatl Comalli. Comala, es un mágico destino también conocido como el “Pueblo Blanco de América”, parte de su encanto radica en el equilibrio que se genera del color tierra de sus tejados, con el trazo sencillo de sus fachadas y la rica vegetación que rodea el lugar. En 1988 fue declarado Zona de Monumentos Históricos y en el 2002 fue elegido para formar parte del programa nacional “Pueblos Mágicos de México”.

¿Por qué vale la pena ir? Porque Comala es un pueblo donde se combina historia, cultura, gastronomía y naturaleza. Llamado el Pueblo Blanco debido al color de sus casas, Comala es el escenario donde se desarrolla la famosa novela de Juan Rulfo “Pedro Páramo”.  Sin embargo, en la vida real, Comala no es un pueblo fantasma; sino una alegre población, donde se elaboran bellas artesanías y muebles en caoba, máscaras para bailes tradicionales y por supuesto, comales de metal. Su plaza principal está repleta de vegetación y cuenta con un pintoresco kiosco donde puede disfrutar del buen clima.

El clima imperante tiene una calidez como la que demuestra su gente. Nada hay tan grato, como recorrer sus callejuelas, bajo las sombras de los almendros y las palmeras; sentir la caricia fresca del viento en la faz, y contemplar su noble plaza. Frente a esta última, aparece la Parroquia de San Miguel Arcángel, elegante construcción neoclásica, ubicada en conveniente armonía urbana, cerca de la Presidencia Municipal. Ya estando en la Plaza Municipal, es irresistible no pasar un tiempo sentado alrededor de su pintoresco quiosco, para contemplar las fuentes y disfrutar de esa atmósfera que cautivó sin duda al autor de “Pedro Páramo”.

Para empaparse más de su cultura, visite el Museo Universitario Alejandro Rangel, en la Ex Hacienda Nogueras para ver ejemplos del artista colimense. En los alrededores también hay mucho que hacer, como ir a pescar a las lagunas de la zona, como Carrizalillo y La María, o ir al Parque Nacional Nevado de Colima a 20 km de la ciudad. Los habitantes de Comala se distinguen por los estupendos trabajos artesanales que realizan en madera, principalmente caoba y parota, manifestados en objetos con adornos y finos muebles. No obstante, también sobresalen en la realización de máscaras que se utilizan para las danzas tradicionales de la región, los sombreros de palma estilo colimense, los metálicos comales, los prácticos chiquihuites, y principalmente, los llamados “cactli”.

Además, para quienes una parte importante del turismo se refiere a la gastronomía de los lugares que se visitan, Comala ofrece un rico mosaico de tradiciones culinarias. Y así, en Comala se pueden gozar de bebidas originales y deliciosas, como el ponche con mezcal de maguey, la tuxca y diferentes licores, elaborados con frutas de la región, por ejemplo, el tamarindo, la zarzamora, el coco, la guayabilla y varias más. Todo lo anterior se acompaña de suculentas botanas como el tatemado y el pan dulce. No hay que perderse también, platillos como las tostadas de ceviche y las flautas entomatadas. Por último, hay que mencionar un rico atole que se prepara con semillas de chan, que lleva por nombre “bate”, el cual se sirve con miel de piloncillo.

¿Dónde dormir en Comala? Le recomendamos hospedarse en la cercana Colima, que está a solo 7 km. Le sugerimos el espectacular Hotel Hacienda del Gobernador, el cual cuenta con seis cómodas habitaciones, un jardín botánico y una refrescante alberca. Disfrute de sus masajes al aire libre, de una buena comida en su patio central o de una cerveza artesanal local desde la terraza con vista al jardín. En estos días patrios visite Comala y adentrense en sus historias, no se arrepentirá de conocer esta emblemática región jalisciense.



Xochimilco: Un eden en medio del Distrito Federal.



Xochimilco: Tradicional destino turístico en la Ciudad de México.

Uno de los destinos turísticos del Distrito Federal que más encanta por su singular belleza y folclor es Xochimilco. Hablamos del único sitio que se caracteriza por la existencia de chinampas, sus canales, las trajineras y la alegría de su gente que ofrece a los visitantes siempre un trato amable. Éstas son algunas de las razones por las que en 1987 fue declarado Patrimonio Cultural de la Humanidad otorgado por la UNESCO. La palabra Xochimilco proviene del náhuatl y significa “Lugar de la Sementera florida o Campo de flores”; a lo largo del tiempo se caracterizado por la conservación de sus riquezas naturales, que lo hace un lugar para descubrir y disfrutar; además, sus monumentos históricos, con una extensión territorial de 125.2 klm2 se localiza al sureste de la capital mexicana y colinda con las delegaciones Tlalpan, Coyoacán, Tláhuac y Milpa Alta.

En Xochimilco se puede recorrer los canales en una de sus famosas trajineras adornadas y bautizadas con diferentes nombres para que elija la que más le agrade, ya a bordo de la embarcación podrá contratar diversos servicios como los populares grupos musicales de mariachi, norteño, trío, marimba, etc. Puede llevar su propia comida y disfrutarla a bordo en compañía de su familia o si es el caso también podrá disfrutar todo tipo de antojitos mexicanos que se venden durante los recorridos; también puede comprar fotografías, artesanías y flores.

Dentro de las principales atracciones que ofrece Xochimilco es el centro del mismo, se encuentra la parroquia de San Bernardino de Siena un enorme templo conserva en su interior retablos e imágenes de muy distintas épocas de Xochimilco construida por los franciscanos entre 1535 y 1590. No nos podemos olvidar del museo Dolores Olmedo sé que se encuentra en el casco de la antigua hacienda de la Noria, que data del siglo XVII. Exhibe la colección de Dolores Olmedo que, además de piezas prehispánicas, muebles virreinales y arte popular, incluye docenas de pinturas de Diego Rivera y Frida Kahlo. Éste se encuentra abierto de martes a domingo de 10:00 a 18:00 horas.

Xochimilco está situado en el extremo sureste de la Ciudad de México, su principal atractivo es su impresionante red de canales flanqueados en muchos lugares por jardines y cortinas de árboles por los que navegan infinidad de adornadas embarcaciones transportando turistas y unen islas flotantes artificiales, llamadas chinampas desde tiempos pretéritos, donde se cultivan flores, hortalizas y plantas ornamentales, lo que rememora cómo era la vida de los pueblos en la cuenca lacustre que cubría el Valle de México en la época prehispánica.

La principal actividad para el turismo son los paseos en decoradas embarcaciones, llamadas trajineras, que se conducen a remo al estilo de las góndolas de Venecia. Existen alrededor de 200 embarcaciones que pueden ser abordadas a través de nueve embarcaderos distribuidos por toda la zona: Caltongo y Fernando Celada, Cuemanco, Salitre, Belém, San Cristóbal, Zacapa, Las Flores, Nuevo Nativitas y Belem de las Flores. Las embarcaciones transportan entre 10 y 20 personas cada una y la tarifa es a partir de los 350 MXN por hora, el precio aumenta en relación con la duración del trayecto, pero este mismo es negociable. Los Sábados, Domingos y días festivos funcionan las lanchas colectivas, una embarcación tipo taxi, pero colectivo, entre los embarcaderos de Caltongo, Nativitas y Salitre, la tarifa es de 20 MXN por el viaje sencillo de ida y vuelta. Navegar en una trajinera por los canales bien merece dedicarle al paseo tres ó cuatro horas como mínimo ya que es una experiencia única, placentera y relajante, y, además, este es el único lugar del mundo donde se puede tener. Por disposición oficial todos los embarcaderos deben exhibir la tarifa oficial y quienes venden alimentos y bebidas están obligados a mostrar los precios de sus productos.

Xochimilco no es solo sus canales, aún cuando son su principal atractivo para el turismo, también tiene un importante acervo cultural e interesantes tradiciones, amén de que su entorno natural de por si privilegiado cuenta además con los Bosques de San Luis Tlaxialtemalco y de Nativitas, el Centro Acuexcomatl y el Parque Ecoturístico Chinampero Michmani. Los amantes de las flores y plantas ornamentales pueden comprarlas en cuatro mercados especializados: Cuemanco, Madre Selva, San Luis Tlaxialtemalco y el mercado de Palacio de la Flor, ó en el Mercado de Xochimilco, que es el mejor lugar para hacerlo.

Sitios que visitar en Xochimilco: Jardín Juárez. Situado en el centro de la población, un buen sitio para el descanso y el relax. Parroquia de San Bernardino de Siena y ex-convento. Data del siglo XVI y es considerada una joya arquitectónica, existe un retablo pintado de color dorado que es único en México por su estilo. Está situado al este del Jardín Juárez, en el barrio de San Diego. Embarcaderos Fernando Celada y Caltongo, ambos fueron de los primeros construidos para los paseos turísticos, alrededor de 1940. Museo Dolores Olmedo. Situado en la Ave Cuauhtémoc, en lo que fuera la Hacienda La Noria. Exhibe una colección de Diego Rivera y Frida Kahlo, piezas prehispánicas exponentes de varias de las culturas indígenas del país, así como muebles y objetos de la época virreinal.

Mercado de Xochimilco. Situado en las proximidades del Jardín Juárez, perfecto para adquirir flores, plantas ornamentales, artesanía alimentos típicos, frutas y variedad de artículos. Ahuehuete de Cuauhtémoc. Situado en la plaza de la Capilla de San Juan, este árbol de más de 500 años se estima que fue plantado por el emperador Cuauhtémoc. Parque Ecológico de Xochimilco. Con una superficie de 215 hectáreas de agua, se integra un paisaje acuático con su flora y fauna y el paisaje cultural, lo que logra asemejar como era la región antes de la llegada de los españoles, hace más de 500 años.

Comida: En Xochimilco hay una gran variedad de delicias gastronómicas que tiene que probar durante su visita, en la zona lacustre siguen produciendo verduras y hortalizas a las orillas de los canales con las que elaboran diversos platillos. La mejor comida la puede encontrar en los mercados y por supuesto en los paseos en trajinera, es aquí donde puede probar las quesadillas de hongos y flor de calabaza, tlacoyos de frijol y sopes aderezados con salsas deliciosas. Si es de los que les gusta probar cosas diferentes tiene que visitar el mercado 377 y conocer el chileatole, flanes de leche recién ordeñada y las gorditas dulces de elote, además en el mercado encontrarás gran variedad de platillos como el tamal de hueva de pescado, los charales asados y la trucha empapelada, tradicionales en el lugar por ser recetas heredadas de generación en generación con un sabor único. No se puede ir de Xochimilco sin haber probado la comida más representativa del lugar, el tlapique, hecha con pescado, tomate, cebolla, nopales y epazote, un tamal que se prepara a fuego lento, el secreto de su sabor se encuentra en la hoja de maíz con la que se prepara.

Ferias: Los xochimilcas siempre tienen un buen ambiente y les gusta dar a conocer su cultura, La Feria de la Alegría y el Olivo. Cada año en febrero presentan en la feria productos derivados del amaranto como dulces, palanquetas, pasteles, galletas, atole, todo elaborado por ellos mismos y de manera artesanal, puede encontrar platillos como chiles relleno, pizzas, tortas de verdura entre muchos otros, todos elaborados con el delicioso amaranto que producen. Niñopa. Es una de las tradiciones más antiguas que se realiza desde hace 440 años cada dos de febrero, Dia de la Candelaria. Calles llenas de colores, música, danzas, disfraces, adultos, niños y desconocidos  que se reúnen para celebrar al pequeño Niñopa, una imagen del niño Jesús, que se dice es de las primeras que se realizaron en México, una bella tradición que debe de vivir.

Feria del Maíz y la Tortilla. Entre mayo y junio, se realiza con el principal objetivo de mantener viva la tradición de la tortilla en la gastronomía mexicana. Xochimilco está lleno de eventos que puede disfrutar, muchos de ellos enfocados a deleitar el paladar de los visitantes, como muestra esta la Feria de la Barbacoa, que se lleva a cabo en mayo, también esta la Feria del Dulce Cristalizado y la Semana de la Degustación de Miel durante julio. Otra de las ferias tradicionales es la Expo Noche Buena que se realiza entre noviembre y diciembre en los invernaderos, donde encontrará gran variedad de esta bella especie. Xochimilco lo invita a disfrutar de un increíble recorrido por sus caudalosos canales para evocar aquellos tiempos en que el ambiente lacustre dominaba el entonces portentoso paisaje de Anáhuac (Valle de Anahuac).